Leche dorada, infusión antiinflamatoria

leche dorada_2

¿Dolores articulares? ¿Falta de flexibilidad? ¿Dedos doloridos por la artritis? o ¿Simplemente no puedes dormir? Esta antigua receta a base de cúrcuma puede ser una solución ideal para aliviar estos síntomas.

Nuestros alimentos son nuestra medicina. Esta receta ayurvédica es una bebida dulce que mejora la flexibilidad y los dolores articulares; muy popular entre los practicantes de Yoga.

La leche dorada tiene como ingrediente activo la cúrcuma, una especie originaria de la India que se le conoce como “el sanador interno”. Entre sus propiedades, es un poderoso antibiótico natural, anti-inflamatorio y antioxidante. Alivia los dolores musculares, lubrica las articulaciones, purifica la sangre, limpia la piel, fortalece los órganos reproductivos femeninos, relaja la mente, entre otros. Se la recomienda para prevenir y combatir enfermedades, como artritis, diabetes y cáncer.

Se recomienda disfrutar de esta bebida calentita por las noches, antes de dormir. Ideal para los días fríos, cuando surgen dolores relacionados con alguna antigua lesión o simplemente para dormir como un bebé.

Ingredientes

Para la pasta de cúrcuma

  • 1/2 taza de agua
  • 1/4 taza de cúrcuma polvo
  • aceite de almendras dulces o aceite de oliva virgen (prensados en frío)

Para la leche dorada

  • 1 cucharada de pasta de cúrcuma
  • 1 vaso de leche o bebida vegetal (avena, arroz, soja,…)
  • miel al gusto
  • canela en polvo (opcional)

Cómo preparar la leche dorada

  1. Cocina por 10 minutos, hasta que se forme una pasta espesa. Si queda aguada, agrega más cúrcuma. Si queda muy pastoso, agrega un poquito de agua.
  2. Una vez que haya espesado, agrega 2 cucharadas de aceite de almendras prensado en frío o menos, al gusto. Mezcla y deja que dé un hervor antes de retirar del fuego. Esta pasta se puede guardar en la nevera por un mes.
  3. Para la leche dorada, calienta una taza de leche — puede ser de origen animal, de soja, almendras, a tu elección— y agrega miel de abeja al gusto. Mezcla a fuego lento hasta que hierva. En este punto, agrega una cucharada de la pasta de cúrcuma. Continúa mezclando hasta que se incorpore bien. Obtendrás una leche de color dorado intenso.
  4. Sirve en una taza con un poco de canela expolvoreada.
  5. Sentarse y tomarlo con gratitud y consciencia.

 

3 pensamientos en “Leche dorada, infusión antiinflamatoria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.